lunes, 21 de noviembre de 2011

Lunes de #RRHH: la mala educación.


Porque no sólo de pan vive el hombre, lo que podríamos traducir por aquí, que no sólo de blogosfera sanitaria se alimenta uno, y me gusta ir picando en diversos blogs orientados a los Recursos Humanos, el otro día tropecé con esta entrada de Mercedes en lo que viene a llamarse El Blog Profesional de @MyKLogica.

En esta entrada, Mercedes, nos plantea que hay dos tipos de personas, aquellas que dejan los lugares peores que cuando los encontraron y aquellas que los dejan igual o mejor, y que todo puede venir influenciado por el tipo de educación que hayamos recibido en nuestra infancia primero, y a lo largo de nuestras experiencias vitales y profesionales después.

Lo leí hace unas semanas, en pleno movidón que ya hemos contado por aquí y que no vamos a recordar, pero según lo leía iba diciendo... "sí", "sí", "también", jajaja... vamos, que si lo hubiera planteado a modo de checklist no me hubiera dejado ni una sola frase sin marcar.

Os voy a dejar los seis puntos que destaca Mercedes sobre el líder con mala educación, y no miro a nadie, que luego todo se sabe, jajaja...
  1. Cortoplacismo: nadie les ha enseñado el valor de la superación, por lo que su necesidad de satisfacción es inmediata.
  2. Área ciega hiperdesarrollada, por lo que muestran una escasa o nula capacidad de ver la relación entre sus acciones y sus impactos.
  3. Baja o nula capacidad de empatía, debido a una endogamia cultural e ideológica, por lo que carecen de amplitud y profundidad de miras y perspectivas y de la capacidad de ponerse en situaciones ajenas.
  4. Baja autoimagen, autoestima y confianza en sí mismos, por lo que evitan el feedback y procuran rodearse de personas que les digan lo que quieren oir.
  5. Desordenados, irresponsables e incoherentes; nadie les ha enseñado a recoger lo que desordenan ni les han enseñado el valor de la responsabilidad. Exigen a otros lo que ellos tampoco son capaces de practicar o de hacer por sí mismos.
  6. Falta de reconocimiento y autoreconocimiento, lo que les lleva a ponerse medallas propias y ajenas.
Si queréis conocer cómo son las características del buen líder y otras muchas cosas interesantes, no dejéis de pasaros por el blog de @MyKLogica: altamente recomendable!

Os dejo un temita por si alguien quiere amenizarse mientras deja un comentario:

Pearl Jam – Education


7 comentarios:

Diego Ámez Rafael dijo...

Cuanta verdad hay en esta entrada... cuanta verdad. Yo he vivido (a menor escala, es cierto, pero lo he vivido) varias situaciones así. Aunque también he convivido con un par de "buenos líderes"

A mí lo que me escama/molesta es que predominan más los maleducados en posiciones de dirección y liderazgo...

Buenos días ^^

miguel dijo...

Si hubiera una evaluacion real de los jefes (de esto Rut Roncal sabe mucho), si los politicos tuvieran el valor de cambiar a gerentes que lo hacen mal (sin importarles las relaciones de poder que tengan), si las personas tuvieran otras prioridades, si...

Yo no quiero buenos lideres, con un lider normal, que no lo haga mal, me conformo

Juana dijo...

También los hay que no son malos, pero con el tiempo, no es que se acomoden, es que se "apanarran" y no los quitas ni con lejía .... ¿por qué el personal no se da cuenta de que su tiempo se ha pasado y hay que dejar el puesto a otro con más fuerza y ganas?

Montse Carrasco dijo...

Es una situación que tiene difícil solución porque como dices, los de abajo les hacen de pantalla y no les cuentan lo que verdaderamente ocurre fuera de su zona de confort. Pienso que quizá el devenir de los tiempos, cargados de cambios, serán los que barrerán a la larga, con todo este inmovilismo. La pena es que muchos padecerán y serán arrastrados por el camino. Por eso, ahora y siempre, muy importante ¡huir de personas y ambientes tóxicos!

Anónimo dijo...

Bueno, pues aquí hay otra Mercedes que por enésima vez ,intenta, comentando este post, incluir un elemento más a la lista de @MyKLogica, en lo que se refiere a la mala educación de los jefes, es decir el jefe "implanificador largoplacero" que carecen de la sensibilidad necesaria para levantar la visión y otear, por encima de la muchedumbre, reconociendo la perspectiva desierta y/o revuelta de la situación del terreno, o lo que es lo mismo, y dicho en Castúo, los que como los "mulos maquinando", se ponen las "antojeras" y no ven más allá de las huellas que dejan sus pasos en cada uno de los surcos por los que pasan, y máxime cuando labran entre dos canchos.
Besitos Extremeños

Vitrubia

Iñaki dijo...

Diego, te estás convirtiendo en mi Maritere masculino, jajaja... y es un gusto verte por aquí.

Miguel, un lujo tenerte por aquí, y como dices, nuestra amiga Rut, sabe mucho del tema, calro que sí.

Juana, ¿se apanarran? Me lo apunto, jajaja... creo que sí, que ocn el tiempo la gente se hace al cargo y se acomoda, y luego piensan que son cargos vitalicios, y no los sacas ni con aguarrás.

Montse, huyamos de ellos, claro que sí, sepamos rodearnos de gente que nos aporte, que nos de a sumar, y todos aquellos que solo vengan a restar, pues cuanto más lejos mejor... lo que pasa que a veces es muy complicado.

Mercedes, premio a la constancia, no sé cuantos #taitechus has tenido que sufrir para llegar a dejar el comentario, jajaja... así que te agradezco todavía más el que hayas insistido. Al final con tanto cancho voy a tener que ir a hacerte una visita para marcarnos una excursión, jajaja...

Muchas gracias a todos por dejar vuestro comentario.

Anónimo dijo...

Ahí va el retrato de uno :
http://proyectofresneda.blogspot.com/

Si te ha gustado este post, añadelo a tu libreta:

Entradas relacionadas:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...