jueves, 25 de febrero de 2010

Cosas simples.


Cuando la NASA comenzó con el lanzamiento de astronautas al espacio, descubrieron que los bolígrafos no funcionarían sin gravedad (o con gravedad cero), pues la tinta no bajaría hasta la superficie en que se deseara escribir.

Solución A) Resolver este problema, les llevó 6 años y 12 millones de dólares. Desarrollaron un bolígrafo que funcionaba: bajo gravedad cero, al revés, debajo del agua, prácticamente en cualquier superficie incluyendo cristal y en un rango de temperaturas que iban desde abajo del punto de congelación hasta superar los 300 grados centígrados.

Solución B) ¿Y qué hicieron los rusos? ¡Los rusos utilizaron un lápiz!

Muchas veces cuando enfocamos la solución de un problema nos liamos la manta a la cabeza y terminamos matando moscas a cañonazos, cuando a veces, lo más simple es la solución ideal. Pero no siempre es fácil verlo.

Algo de esto encierra la metodología LEAN, eliminar todo aquello que no aporta valor añadido al producto o servicio, en definitiva. lo mejor es enemigo de lo bueno, y simplificar los procesos al máximo posible. Bastante complicada es la vida como para que nosotros nos empeñemos en complicarla todavía más.

2 comentarios:

raquelb dijo...

¡Qué buen ejemplo! Me encanta. Va en línea con la lógica KISS -Keep it Simple Stupid!-

Iñaki dijo...

Gracias Raquel, por cierto, no había oído nunca eso de KISS ;)

Si te ha gustado este post, añadelo a tu libreta:

Entradas relacionadas:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...